Catálogo Blanco

Mena, Alfonso
Galería Arte Contemporáneo
México, D.F. noviembre de 1992.
Medidas: 27.4 x 21.4 cm
(Obras de 1991 y 1992)

David Huerta  


Logos y geología de la blancura: capas de transparencias y veladuras, una encima de otra, insaciablemente, hasta los resquebrajamientos de las superficies y las fracturas diminutas de los lienzos. Ahí aparece un lenguaje semejante al vocabulario de los esquimales, que poseen decenas de términos para la voz "blanco" -matices e inflexiones de la experiencia ártica.

Alfonso Mena convierte ese logo, esa geología, esa experiencia de la blancura, en un estallido desértico cuya aridez tiene la frescura profana de los óleos más clásicos. Hay un silenciamiento en el confín de esta dimensión sensible en donde la pureza de la pintura se manifiesta en las solas texturas, no hay referencias, no hay culturalismo, no hay contextos ni explicaciones, aun cuando esté presente aquí el rasgo mínimo, puesto en crisis extrema, de un signo leonardesco intrauterino: condensación genética de la fecundad en la que se inicia un amplio gesto pictórico. Hay también textos ilegibles debajo de franjas y franjas de veladuras blancas.

En la interioridad de la pintura se prepara la exacerbación de los confines: silencio, transparencia, blancura una vez más. Pintura solamente: visibilidad para el festín del ojo, logos intenso e inexplicado de la mirada. Mirar (de) la blancura y desdoblarse de la transparencia. Intimidad de la intemperie: ignición de las superficies. La geología de la blancura queda catalogada en una experiencia que se disuelve para volver siempre sobre sí misma: génesis siempre final de la pintura pura.

David Huerta

Ciudad de México, octubre de 1992.